Pequeños grandes sibaritas

Los viruses nos han atacado ya y de ahi ya nuestro retraso blogero!!!! Ayyyyyyy.

Justo el finde que trabajo el peque se pone malito. Suele pasar. Y es que el pasado domingo impartimos de nuevo en Apetit’oh! el taller de Cocina para Bebes Gourmet.

Os cuento un poco en que consiste: un grupete de padres (o futuros padres) preocupados o interesados en lo que comen sus hijos (o no comen) escuchan primero muy atentamente a Sara de Nace una Familia, nutricionista infantil (y sabe mogollón de cosas más: de crianza, maternidad, remedios naturales…) dar una charla amena sobre lo que es la alimentación infantil desde los 6 meses (antes SOLO leche) desde otra visión de la que ofrecen muchas veces los pediatras con sus famosas hojas de “lo que debe comer ahora tu hijo” (quien sea madre lo sabrá). Les trastoca y pone del revés muchas cosas que no tienen sentido ¿acaso en los paises tropicales los peques no comen mango o papaya? ¿de verdad es mejor quitar a los 4 meses la leche de mamá para dar ya leche de formula con cereales? Hablamos de todo eso y mucho más, lo que surge, muchas dudas…

Es que mi hijo no quiere puré de verduras. ¡Normal! A mi tampoco  me gusta!!!! ¿Has probado a darle solo una verdura en vez de mezclar un millón! Así descubriran además a qué saben las cosas.

Parece bastante de perogrullo pero cuando eres padre, especialmente primerizo y quieres hacerlo bien, te surgen un millón de dudas! Y además cada niño es de una forma. Hay quienes engullen cualquier cosa y otros más tiquismiquis. Es así y es mejor asumirlo y no insistir para no volverse locos de frustración, y si hace falta cambiar  un  poco el chip. Por eso la segunda parte del taller la doy yo y se trata de que vean (y hagamos entre todos) unos platos diferentes para los enanos. Cosas que mi ciruelo come desde bien peque:

- Curry de garbanzos y verduras: porque los peques sí pueden comer especias!!!!! y tb legumbres!!!!

- Crema de chirivia: parece una zanahoria blanca y sabe muy rica!

- Fingers de pescado: pero caseritos que están muchos más ricos!

- Burguers de calabacín: otra forma de comer verduras.

- Tortitas de manzana: un tentempie o merienda o desayuno riquisimo!

Evidentemente no le vas  a dar a un bebé que no ha probado nada en su vida un curry de garbanzos el primer día, pero muchos peques despues de semanas comiendo verduras y pollo o pescado hervido (¿no os suena a comida de hospital?) acaban diciendo que te lo comas tú!!! O no quieren las cosas trituradas (a mi me paso eso) o quieren de lo que comes tú!

Mi peque que come de todo (quien nos siga en Instragram lo verá), casi siempre lo mismo que nosotros porque le gusta mucho más sentirse parte de la mesa y aunque tiene días, como todos, no me quejo y tengo ganas de que como su familia disfrute de la comida! (y ya si cocina bien será un puntazo viniendo de donde viene!!!!).

2014-09-16 13.45.02

Curry de garbanzos con coliflor y calabacín

Pero como siempre decimos, no hay una mejor o peor forma de hacerlo, nosotras damos otras ideas, luego cada familia escoge o prueba lo que mejor le parezca!

Vosotras qué platos originales y diferentes dais a vuestros peques que les chiflen????

Feliz jueves!!!!

Encaja todo en cajas

Pues es que en mi familia somos muy de meter todo en cajas. De hecho mi padre cada vez que le llevo de excursión a Ikea se lleva 4-5 de cartón “para meter cosas”, no vaya a ser que se quede sin ellas y las cosas anden sueltas por ahí, a lo loco.

En el taller guardamos muchas cosas en cajas. Este año decidimos, con la limpieza general profundísima de verano, porner carteles porque de repente encontramos que teníamos 500 palitos de brochetas (y seguíamos pensando que no teníamos y comprabamos cada vez más) y mogollón de adornos para cupcakes deperdigados al tuntún. Así que etiquetas y cajas, la mejor elección para tener una cocina bien ordenada: cosas de sushi, cajas y pichibirichis (nombre supertécnico), vasos y platos para peques, cositas de adorno…

Esta colocación más un movimiento estratégico de electrodomésticos, una mano de pintura por aqui, una nueva lámpara por allá (aún en proceso) le han dado otro color al taller.

Pero los detalles más rebonicos de esta temporada han llegado de la mano de Enkaja con unas preciosas cajas de madera, modelo Argentina, que llevaban melones desde Argentina hace más de 20 años. Compramos cuatro inicialmente y esperando colgarlas, las apilamos y quedaron tan tan bonitas, que ahí se quedaron!

2014-09-16 10.12.24

A Carol la conocí en el Mercado de Motores asi que este pasado finde volvi para llevarme dos más. Y estas las colgamos: nuestros nuevos especieros!!!! ¿Os gustan?

2014-09-16 10.11.57

A Carol la conocí en el Mercado de Motores asi que este pasado finde volvi para llevarme dos más. Y estas las colgamos: nuestros nuevos especieros!!!! ¿Os gustan?

Feliz miércoles!!!!

Canguingos y patas de peces

Esa respuesta me daba mi madre cuando yo prguntaba ¿y hoy que hay de cena? Ahora me toca sufrirla a mi porque mi medio limón no es muy de meter las manos en la cocina.

Reconozco que a veces lo que más me cuesta es pensar en qué hacer de cenar. Hay días (o semanas enteritas, la verdad) que no me apetece hacer nada y menos pensar con tiempo en qué cocinar. Suelo tener siempre huevos por hacer una socorrida tortilla pero francamente, es una cena la mar de aburrida. Además eso de cenar ligero… como que no, porque yo a esas horas después de aguantar la tortura del parque con el enano, el baño, el dormirle… tengo un hambre que me muero.  Y para más inri encima nos gusta variar, asi que nada de sobras ni de repetir.

Así que como ya “nos” conozco tengo en mente (y en calendario) unas recetas comodín que puedo ir haciendo por la mañana o por la tarde (mientras vemos Peppa Pig). Un día de estos os explico cómo me organizo para hacer comidas y cenas por si os da ideas!

Pues bien, hoy era un lunes de esos. Asi que como hemos comido pescado y carne hemos comido mucha este finde, toca huevos (jajaja) pero para no quedarnos en la triste ensalada, he aprovechado unas berenjenas asadas que tenía hechas de este finde, receta-de-madre por supuesto.

TRUFAS DE BERENJENA Y OLIVAS

2014-09-15 12.45.45

Para 20 Unidades

1 berenjena                                                                                                                                             Aceite de oliva                                                                                                                                               50 g de piñones                                                                                                                                             20 aceitunas negras sin hueso                                                                                                                  50 g de miga de pan                                                                                                                                       50 g de queso parmesano                                                                                                                             20 g de perejil fresco                                                                                                                                      1 diente de ajo                                                                                                                                               10 g de comino en polvo                                                                                                                                 1 huevo                                                                                                                                                 Mantequilla

Calienta el horno a 200º.

Corta la berenjena por la mitad en sentido longitudinal, pinta los dos trozos con aceite de oliva.

Ásalas en el horno durante unos 30 minutos hasta que estén blandas y doradas, quítales la piel y pícalas finamente.

Mezcla en un cuenco la berenjena con los piñones, las olivas, la miga de pan el queso parmesano, el ajo, el perejil y el huevo.

Forma bolitas del tamaño de un bocado con la mezcla de la berenjena y ponlas en una silicona o papel de hornear.

Echa  queso rallado por encima.

Ásalas en el horno durante 20 minutos hasta que las bolitas estén doradas y se hayan hinchado un poco.

Para la presentación:

Sírvelas calientes poniendo un poco de ralladura de queso parmesano por encima y unas ramitas de perejil.

Son ideales para un aperitivo o como acompañamiento. Nosotros hoy las cenamos junto con un revuelto de gulas. El peque también las ceno porque este niño es muy de sabores fuertes y las aceitunas sobre todo le vuelven loco perdido.

¡Feliz martes!

 

 

Magdalenas chachis

2014-09-11 12.13.10Cuando eres celiaco es habitual que la gente cuando lo descubre te diga (como intentanto animarte): “ah, bueno, pero ahora en Mercadona venden muchas cosas!”. A ver, es cierto, cada vez hay más super y restaurantes, incluso establecimientos únicos, que se acuerdan de nosotros. Pero la mejor respuesta para muchos casos es: “¿lo has probado? o sino ¿has visto qué precio tiene?”. Y es que ser celiaco en este país supone un gasto bastante elevado para las familias que tienen algún miembro con esta enfermedad. Y mira por una magdalena pagar 4€ como que no.

Pues bien, a mi me tocó la china y soy la única celiaca y zurda para más inri (esto no es tan malo) de la familia. Y lo llevo fatal como recordaréis y por mucho tiempo que pasa no me consigo adaptar. Pruebo y pruebo cosas que venden y aunque hay algunas cosas bastante buenas, otras mejor ni hablamos.

Y aunque se pudiera pensar que el tener a tu madre (aka jefa) cocinera se iba a apiadar de ti al verte tan delgaducha, pues por mucho que la lloro, no son muchas las ocasiones en que me dedica en exclusiva una recetaca sin gluten. De dulce. O de croquetas, que basicamente es lo que más hecho en falta. El resto de recetas las adapto a mi bola.

Hoy tocó, con la excusa del blog, y se marco estás pedazo magdalenas. Que ademas de estar superricas (el ciruelo tb se las zampa) aguantan fenomenal el paso del tiempo y aguantan al menos un día!!!!!! Guau!!!! (habitualmente me las como antes).

Y el secreto está en la mezcla de harinas, quien sea celiaco ya lo sabe.

Para la mezcla de harinas sin gluten
150 g de harina de maiz
150 g de harina de castañas
500 g de harina de arroz integral
200 g de fécula de maiz

Pon todas las harina en un bol grande y mezcla con una varillas, tienen que estar muy bien integradas. Almacena en un recipiente hermético (tiene una duración de unos 6 meses).

Para las magdalenas de chocolate
100 g  de la mezcla de harinas
150 g de harina de maiz
12 g de levadura sin gluten
9 g de goma xantana
2 huevos
250 g de leche
80 g de aceite de oliva
150 g de azúcar morena
100 g de chocolate

Calienta el horno a 200º  mientras haces la preparación
En un bol mezcla la harina de maiz, la mezcla de harinas , la levadura, la goma xantana, el azúcar y una pizca de sal, tienen que estar bien integradas.
Aparte en otro bol o jarra bate los huevos , el aceite y la leche.
Vierte los ingredientes húmedos sobre los secos y bate bien, agrega el chocolate en trocitos del grosor que quieras. ( no batas en exceso, solo mezcla, tiene que quedar ni demásiado líquida ni densa).

Prepara unos moldes para magdalena y llena un poco más de la mitad, añade un poco de azúcar por encima. Introduce en el horno, bajando la temperatura a 185º durante unos 20 minutos (no abras el horno).

Cuando haya pasado este tiempo, pincha con una brocheta y si sale limpia ya estan listas, sino dejalas 3-4 minutos (cada horno es diferente y requiere un tiempo distinto).

Déjalas enfriar y listas para comer. Yo como buena celiaca comparto poco porque sufro mucho, y si algo está tan rico, me lo quedo para mi (como mucho para el ciruelo pero porque no me entiende aún y quiero caerle bien y parecer buena madre) porque los demás tienen cosas ricas como los sandwiches de queso con tomate del Rodilla.

¡Feliz fin de semana!

Tupper guay

Ahora mi chico se tiene que quedar a comer en la oficina. Y como en casa del herrero, cuchara de palo… los tupper que se lleva suelen dar penita. Hoy el pobre se llevo lo que sobro de un maravilloso rissotto de calabaza que nos zampamos recién hechito el ciruelo y yo ayer. Pero mira, es que a mi ya tanta comida me sale por las orejas y ponerme a pensar más menús como que no.

Y es que quien sufra de este mal, sabrá de que hablo: llevarte la comida al curro es un auténtico coñazo. Hay muchos días cada semana, cada mes… como para que se te agoten las ideas. Y eso que basta con seguir un gran consejo de mi madre bien sencillo:

Llevate cosas que estén ricas aunque sean recalentadas en micro (es decir, un rissotto como que no). Nunca aliñes una ensalada mucho antes de comerla. Y trata de comer en un sitio que no sea tu propia mesa!

No soy tan mala esposa pero el bastante pasota de la cocina asi que a veces “le castigo” con esas sobras. Mañana le tocaban lentejas, pero ya me dijo amablemente que comía en un restaurante “para no molestar”. ¡Ja! (ya se las endiñaré como puré!).

En fin, que para aquellos que les apetezca llevar cositas ricas algún día a la ofi, mi madre me ha pasado esta rica receta (que por supuesto forma parte del Taller Intensivo Cocina de Tupper que tenemos en Apetit’oh!).

Hamburguesitas de salmón al eneldo

(lo sentimos pero no tenemos fotito bonita del plato, que esta semana no nos da la vida)

Dificultad: novatos

Tiempo: vas a tardar más en comprar el salmón en la pescadería que en hacerlas.

1/2 k de salmón en un trozo sin piel ni espinas                                                                                         1 huevo                                                                                                                                                              1 chalota                                                                                                                                                          1 cucharada de alcaparras                                                                                                                       Pan rallado                                                                                                                                               Eneldo fresco                                                                                                                                                Sal y pimienta

Tritura el salmón con la minipimer o con un cuchillo en trocitos muy pequeños.

En realidad puede ser cualquier pescado. Yo al peque se lo hago con merluza o bacalao y le chiflan.

Corta en brounoise (muy chiquitito, vamos) la chalota y las alcaparras.

En un bol, pon el salmón y añade un huevo, 3 cucharadas de pan rallado, un puñado de eneldo, la chalota y las alcaparras, salpimienta y mézclalo todo para que se integren todos los sabores.

Con esta masa forma hamburguesitas no muy grandes.

Pon en un plato pan rallado y empánalas.

En una sartén pon 2 cucharadas de aceite y fríe las hamburguesitas, hasta que se doren un poco. Listo!

Puedes acompañarlas con un poco de mostaza y una ensalada (compradita de esas hechas de abrir y listo). Para quien no crea que el pescado se puede llevar en tupper, esta receta está muy rica!

No te olvides de un postrecito: un yogur o una fruta es perfecto para llevar!

¿Qué os parece? ¿Lo haces y me cuentas?

Feliz miércoles!

Empezamos curso (y por decimocuarta vez reestreno blog)

Sí, lo sé, soy una plasta. El blog no termina de estar nunca lista, a punto, se me queda semicrudo… y mira que la cansina de mi jefa (a.k.a mi madre) no hace más que decirme: actualizalo, actualizalo. Ay si fuera así de sencillo madre! Pero además de no querer hacer lo mismo que tropecientas personas, nadie me dijo que cuando te conviertes en mamá tus días se acortan y no durán 24 sino 12 horas en las cuales si consigues maldormir 6 te quedan otras 6 para (hacer que) trabajas y 6 para bajar al parque, dar baños (si puedes alguno para ti) y hacer/dar comidas o hacer la compra. Superplanazos.

Pero de este año no pasa! El enano ya es algo mayor y le tengo más ubicado entre el superabu y los horarios más controlados, asi que las noches serán para actualizar el blog. Mi madre estará muy orgullosa de mi (para lo que hemos quedado después de una carrera y dos master en periodismo).

Septiembre siempre está lleno de promesas absurdas. Yo como ya del gimnasio ni hablamos, me centrare en el sencillo compromiso de actualizar dos o tres veces en semana (salvo si hay mocos, fiebres o demás viruses que ataquen al ciruelo).

Intentando escaquearme de alguna “actualización” ya le he endiñado a la jefa un post semanal de una superreceta para quienes no pueden/no les da la pasta o la gana venir al taller a aprender. El resto de posts se centraran en lo que hacemos o dejamos de hacer, sitios guays o no para comer y otras cosas foodies, que ahora está muy de moda y hay que aprovechar el material!

Para empezar con ganas hemos cambiado un poquito el diseño del blog, y queremos darle un estilo más personal, que para algo hice un curso  de blogging (o lo intente) con Hello Creatividad, espero que me inspire y me ayude a hacer de esto algo que os guste., que como veis yo me pongo a escribir y no paro.

¡Feliz semana! ¡Nos vemos por aqui!

Un regalo para comérselo (con los ojos)

 

 

Yo ya tengo a quien regalárselo…

 

 

La cocina de los cuentos de hadas es un libro de cocina diferente. Inspirado en algunos de nuestros cuentos de hadas favoritos y bellamente ilustrado, disfrutarás tanto leyéndolo como saboreando sus deliciosas recetas.

Sus páginas rebosan de ideas creativas que hechizarán a tus invitados: organiza tu propia «fiesta de no cumpleaños» con las Pastas de té del Sombrerero Loco, añade un toque romántico a las copas tras la cena con unos Besos del Príncipe Encantador, calienta una noche desapacible con una escudilla de humeante Sopa de la Princesa y el guisante, o prepara un almuerzo especial de domingo con el Pastel de pescado del Capitán Garfio y una porción del Triple de Campanilla.
De Editorial Juventud

El secreto está en la masa (y en los rellenos!)

Así son los Dim Sum. Unas cositas pequeñas y deliciosas muy divertidas de comer, porque la sorpresa está en el interior. Además como ya sabreis al ser celiaca, es de las pocas cosas que si la oblea que se usa es de arroz o de almidón la podemos comer sin problema los intolerantes al gluten :)

Según la wikipedia Dim sum es un término cantonés que puede traducirse como “ordenar hasta satisfacer al corazón” o “tocar el corazón” o “corazón a lunares” o “bocado”. También puede ser que el término se derive de yat dim sum yi, que significa “pequeño símbolo”. El caso es que están deliciosos!!!!

A mi me encanta uno que es de oblea de arroz al vapor relleno de gamba al ajillo que hacen en un chino cutre cerca de mi casa. “Fusión” que diria Adría :P

Este sábado viene Alex Zurdo, nuestro cocinero viajero (como la versión de los Fraggel Rock) que por sus viajes aprendió a hacerlos de forma exquisita! Aqui nos contó algunos secretos de uno de sus viajes por Asia. Una envidia!

Tengo pendiente probar el restaurante especializado en ellos, Tse Yang Dim Sum en la Plaza de la Moraleja, pero mientras ¿por qué no aprender a hacerlos?

 

Enharinados

Así nos presentamos para el fin de semana que viene!!! Tenemos dos talleres pasados por tamiz:

Sábado 21, de 10 a 14h Bollería Artesana, con Mónica Iglesias, de Pinchin, una monada de blog donde podéis ver todas las cosas preciosas que hace Mónica en su cocina para su pequeño catering al detalle!

Domingo 22, de 10 a 14h Pan Artesano, con Moncho, de Levadura Madre, una panadería (bueno 3 en Madrid!) que no puede faltar si os gusta el buen pan!

Dos talleres para descubrir cómo se hacen las cosas ricas de verdad, sin aditivos, esperando con paciencia para que la masa suba, la levadura haga su efecto, aprender a amasar, hornear y luego… disfrutar del trabajo bien hecho!!!!

Si os apetece todavía tenemos plazas! Animaos y escribidnos a apetitoh@apetitoh.com

 

De otras tierruñas

Nos ponemos internacionales esta semana y nos vamos de viaje a dos paises muy diferentes con gastronomías que comparten muchas cosas con la nuestra a pesar de la diferencia.

El viernes viene a visitarnos nuestra profesora más dicharachera (por eso habla tan bien español!) Halima. Afincada en Ciudad Real esta cocinera nos deleita siempre que viene con sus risas, sus ganas de pasar un rato en la cocina con nosotras y sobre todo con su arte culinario!!!! Imparte un curso de Cocina Árabe este viernes en el taller (hay plazas aún si te animas a descubrir cómo es de verdad esta cocina) y además hace pastelitos árabes por encargo, inlcuso SIN GLUTEN!!!!! (como entenderéis yo la adoro).

Esta semana compartimos su último post para que veáis que cosas ricas hace y qué os perdéis si no venís a conocerla!!!

Y el sábado viene también a impartir una clase otra bomba de mujer: Adriana Lavín, nuestra profe mexicana 100% puro México. Qué no todo en esta vida es tex mex! No te lies y vente a descurir la cocina tradicional mexicana, prehispánica incluso! Esta semana pondremos una receta para que disfruteis aquellos que estáis lejos y no podéis venir al taller, pero el resto ¡animaos!

Sino pudiste irte de vacaciones muy lejos, esta es una buena oportunidad de “viajar” con la barriga!

Nuestro contacto os lo recuerdo: apetitoh@apetitoh.com